Comunicado de Alternativa Republicana sobre la Proposición de Ley para la Recuperación de la Memoria Democrática de Andalucía

La Proposición de Ley para la Recuperación de la Memoria Democrática, impulsada por el gobierno andaluz, debe de acabar para siempre con la parcialidad que hasta la fecha han esgrimido algunos jueces para evitar las exhumaciones de fosas y enterramientos de fusilados, la complacencia de algunos munícipes con monumentos de exaltación a los líderes del golpe militar que instauró a sangre y dolor la dictadura.
Lo exigían las voces del silencio de los más de 50.000 andaluces y andaluzas fusilados por militares traidores a la legalidad que juraron defender, que se encuentran enterrados en las más de 610 fosas comunes documentadas hasta el momento.
Hemos de aplaudir esta necesaria iniciativa de la Junta de Andalucía. Han pasado muchos años de gobiernos socialistas, muchos años de olvido, de ignorancia y de casi desprecio institucional por aquellos que dieron su vida por defender la LIBERTAD.
Durante este largo periodo de oscurantismo, los distintos gobiernos socialistas han puesto más énfasis en una supuesta reconciliación que en la dignificación de los republicanos caídos, en la recuperación de sus nombres, de sus historias.
En el preámbulo de la Ley se solicita la anulación de la condena dictada después de muerto sobre Blas Infante. Nos gustaría que en ese mismo preámbulo se hiciera el mismo hincapié con respecto a los cientos de concejales, alcaldes, diputados; ciudadanos y ciudadanas, anónimos en la mayoría de los casos, en los que concurren las mismas circunstancias.
Alternativa Republicana cree que esta Ley supone una victoria de la democracia y de los demócratas, y, por encima de todo, de aquellos que pagaron con su vida por defender una causa justa: La causa de la República.